Administracion

Moderacion
Últimos temas
» Permiso para copiar imagen de gremios
Mar Feb 05, 2013 11:49 am por FairyTail

» Registro de Avatares
Dom Dic 02, 2012 2:20 pm por Zaphyr Dachenbult

» ¡¡¡CAMBIO DE DIRECCIÓN!!! LEER TODOS LOS NUEVOS USUARIOS
Mar Nov 20, 2012 1:13 pm por Kallen Kozuki

» Yureka Lotus
Sáb Nov 17, 2012 1:28 am por Yureka

» Ficha Elfman
Miér Nov 14, 2012 5:18 pm por Elfman

» Me presento!! :D
Sáb Nov 10, 2012 3:14 pm por HappyAye

» Ride Black (EDITANDO)
Sáb Nov 10, 2012 2:57 am por Invitado

» Se presenta el que en poco tiempo será un mago...
Sáb Nov 10, 2012 2:23 am por Invitado

» Kagene Yami -A Sweet Nigthmare-
Mar Nov 06, 2012 8:38 pm por Yami Kagene

Afiliados
Magnetic Dream PortalNaruto.Com - Acesse! Comunidad Yuri Hispana Comunidad Yuri HispanaAvatar Rol
| H4E | Hogwarts ROLSaint Seiya Mythology UniverseAlice in Wonderland Parallel Hearts {PH Rol}

Amazonomaquia (Saint Seiya)

Ir abajo

Amazonomaquia (Saint Seiya)

Mensaje por Jerico Junkers el Jue Mayo 24, 2012 12:14 am

Este pequeño y ambicioso proyecto está basado en el universo de Saint Seiya o caballeros del zodiaco, es un fan fic dedicado en especial a una persona que siempre ha estado ahí y es hora que le dedique gustoso un pedacito muy importante para mí.
También comento que este mismo está realizado solo con base la serie antes mencionada; mas es totalmente nueva en su historia y contexto ya que se centra en Afrodita diosa del amor y sus caballeros que denominaremos amazonas y ángeles dorados; por consiguiente es libre de creación ya que dentro de saint seiya no hay una referencia directa de esta diosa.
Lizz está dedicada para ti.
La amazonomaquia, literalmente en significado como «el combate de las amazonas», es un tema iconográfico frecuente en la antigüedad griega y romana, que se encuentra representado tanto en versos, vasos cerámicos, así como bajorrelieves de monumentos o de sarcófagos. Se trata de escenas de combate de este pueblo mítico de mujeres guerreras, que se consideraba vivían más allá de los escitas, con los griegos, y sobre todo con los héroes.
Nota: Basado sin la continuidad de Next DImension, Gigantomachia ni Omega


Última edición por Jerico Junkers el Lun Mayo 28, 2012 3:49 pm, editado 2 veces


avatar
Jerico Junkers
Mago Clase E
Mago Clase E

Gremio : Fairy Tail
Mensajes : 189
Jewels : 2710
Reputación : -1
Fecha de inscripción : 04/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Amazonomaquia (Saint Seiya)

Mensaje por Jerico Junkers el Jue Mayo 24, 2012 12:15 am

ORIGENES I (los olímpicos)
Mucho antes de la llegada de Kristine de afrodita y sus amazonas, mucho antes de Saori de Athena y sus santos de bronce, mucho antes de la leyenda de Alone y Tenma, esta es la leyenda de como surgió la alianza entre las diosas de Athena y Afrodita.
Cuando nací justo pude poseer el conocimiento del mundo, vi cuando los titanes surgieron, traicionaron, lucharon y cayeron; con mis ojos fui testigo de cómo se elevase al rayo a los cielos y otros once le precedieron; inmediatamente ellos se hicieron llamar olímpicos.
A mí me tomo menos de unas horas del mundo entender todo esto, aun así yo en mi propia autonomía no puedo asegurar cuales de mis recuerdos son míos y cuales son verdad, ahora me pregunto ¿qué es real y donde comienza la fantasía?
Pero aun a pesar de todo lo que sobrevino a mi propia existencia tan inmortal como el resto de lo que me rodea, he descubierto mucha información desde ese momento. En verdad he vivido mucho tiempo para alguien como yo, pero después de muchos años humanos pude entender el verdadero rol de todo, el lugar en el universo...y como se llegó aquí.
Una gran civilización existió en este universo así como todas las grandes civilizaciones, ellos se enfrentaron a un cambio repentino y terribles acontecimientos esto se comenzó con una amenaza en contra de su supremacía que vino del interior, algo que nunca esperaron...algo que no anticiparon.
La amenaza llamada los olímpicos, una fuerza imparable que tenía una sed inextinguible, ellos de todo lo que los titanes tenían lo fueron tomando poco a poco, en un principio se pensó que los doce anteriores podían permanecer por su fuerza y números superiores; que prevalecerían, pero se esperó demasiado tiempo para prever la amenaza y para combatirlos.
Los olímpicos se expandieron, con su carisma y fuerza; rápida y ampliamente., unieron para sí a todos los que querían luchar contra los titanes y se volvieron más fuertes e implacables. Se hicieron incomparables y usaron la fuerza de los titanes en contra de los titanes, los Olímpicos fueron astutos y valientemente se enfrentaron a sus adversarios, intentaron aplastarlos.
La era humana nació cuando los titanes desearon; así todos ellos vivieron pero, adoraron a los 12 olímpicos. Les siguieron y se dejaron guiar en la invención, la inspiración y la guerra...siempre la guerra...la más antigua de las prácticas humanas fue enseñada por los mismos libertadores y guías.
Quisieron los titanes por fin reaccionar pero era una lucha imposible; al darse cuenta que la derrota era inevitable tomaron la decisión de destruirlo todo. Como un último intento para derrotar a los titanes, algunos olímpicos en un intento desesperado para cambiar las tornas de la guerra crearon armas es secreto con un poder aterrador los llamaron los ropajes sagrados; un arsenal de ropajes por cada estrella del cielo y cada olímpico creo su propia estela. Muchos de ellos eligieron a algunos de sus seguidores más fuertes y así hacerle frente a los titanes y su último intento de ganar.
Un millar de guerreros marcharon a la guerra.
Un millar de guerreros fallaron en la guerra; pero, solo algunos pudieron continuar.
Los espectros de hades, los santos de athena, los guerreros de la corona de Abel, los héroes y satelites de artemisa y los ángeles de afrodita. Ellos se convirtieron en el último recurso contra los titanes; y finalmente; todo termino en un instante.
Pero de las cenizas de una derrota aparente, la victoria prevaleció y así se restauró la historia.
Reconstruyeron lo que se había destruido y recrearon vida.
Los titanes se fueron para siempre....y los guerreros también
Pero, esta destrucción este holocausto fue un regalo para ti, de su sacrificio te dejaron reclamar su mundo, para reconstruirlo con tus propias manos dejaron atrás las armas que ahora llamas armaduras para sacrificarse ellas mismas por ti para toda la eternidad; pareció que la vida finalmente podría encontrar la paz.


avatar
Jerico Junkers
Mago Clase E
Mago Clase E

Gremio : Fairy Tail
Mensajes : 189
Jewels : 2710
Reputación : -1
Fecha de inscripción : 04/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Amazonomaquia (Saint Seiya)

Mensaje por Jerico Junkers el Lun Mayo 28, 2012 3:49 pm

ORIGENES II (santos y ángeles)
Después de miles de años de guerra contra los titanes; los señores del mundo del inicio en contra de los Olímpicos guiados por Zeus, la paz se estableció, más aun ante la incredulidad de todos incluidos los nuevos dioses; fue una paz efímera.
El gran sacrificio fue en vano ya que ante la increíble y entrañable incredulidad de todos los seres mortales e inmortales el fin de una guerra no significa el fin de todas las guerras, más aun para alguien como yo es tan risible mirar con cierta pero cruel ironía que la naturaleza de la guerra siempre revela aquella verdad de los que la pelean y desde sus primeros días la humanidad comenzó a luchar guerra tras guerra y así con el mismo e innegable paso del tiempo los olímpicos; ahora llamados dioses también decidirían participarían de igual manera
Todos hermanos de una sola bandera, de un solo ideal de una misma ideología se vivieron y empezaron a luchar unos con los otros....ahora bajo distintas banderas.
En medio del deseo de hombres y dioses por derramar sangre, la historia comenzó a demostrar que de entre los pobres beligerantes empezaron a existir muchos sacrificios y todos ellos se sumieron en horribles conflictos; derramaron más sangre sin sentido y por consiguiente dejaron en la tierra eternas cicatrices.
Pero...finalmente tú como un ser invadido hasta tu medula por la sangre de tu hermano y de los inmortales dioses te preguntaste, así levantaste la vista de entre la crueldad, la bestialidad y el polvo. Tus ojos se iluminaron, tu vista y esperanza de dirigió hacia las estrellas; por primera vez la humanidad se unió en un solo propósito, una sola visión.
Aun así tus nuevos sentimientos no fueron suficientes, no para satisfacer los viejos instintos, nada pudo detener tu naturaleza aun entendiendo la belleza que estabas destruyendo y los minúsculos esfuerzos por sobrevivir; tus instintos básicos, los mismos instintos que te guiaron desde el inicio del mundo te ganaron y así la historia comenzó su terrible repetición
Y una vez más hombre contra hombre, como un virus la guerra siempre está en ti dentro de ti, no importa que tan duro sea intentar suprimirlo siempre lo más complicado es no dejarlo salir y tu deseo de aniquilación siempre lo logra, tu deseo de matar siempre será más fuerte.
La humanidad como siempre, al preguntarse por qué ocurría, porque siempre pasaba, porque de todo el caos y muerte realizaría haría su nueva forma de oración.
Miro a las estrellas y a los cielos por respuestas ese fue el instante, ¿lo olvidaste? Por un ligero instante en el tiempo; por un momento olvidaron a los olímpicos, esta afrenta que significo una blasfemia hicieron que los dioses se enfadaran.
¿Pero por qué?, la respuesta está en su modo más simple dentro de la misma naturaleza voluble de su naturaleza olímpica, el hombre pregunto a los dioses la razón de su sufrimiento en el mundo, ellos respondieron que todo se hacía por ellos y con esa simple respuesta que tardo miles de años escucharla, a los hombres no les gusto la respuesta de ellos.
Pero los dioses no pensaron que mientras esperaron pacientes, los mortales comenzaron a responderlas, ¿ya recuerdas? Eso ocurrió pero lo olvidaste cierto, mientras encontrabas algunas respuestas. Mas eran muchos los que te enfrentaron con nuevas preguntas, y nuevas amenazas por tu blasfemia de ser por quien eres, por decidir por tu voluntad; se rebelaron a tu pensamiento y debías ser erradicado.
Hades, desde su recinto levanto de nuevo a sus espectros listos a conquistar el cielo, Zeus desde el cielo quiso la tierra al mando de sus dioses y otros más quisieron tomar el mundo de los humanos.
Ahora eran ellos lo que acabarían con la violenta humanidad; la humanidad que les ayudo a tomar el control, tenían miedo como los Titanes lo tuvieron en su momento y previendo, más bien temiendo por ti decidieron exterminarte.
Decidieron que no debías hacer lo que ellos hicieron.
Pero hubo una llamada que los unió con la aparición de un enemigo en común., cuando los dioses le declararon la guerra a la humanidad, las estrellas del cielo cayeron; solo dos los guiaron, uniéndolos en un nuevo estandarte.
La diosa Atena y la diosa Afrodita; dos Olímpicas diferentes entre sí reunieron fuerzas de la gran guerra para un único propósito, la supervivencia de la humanidad, y así nuevamente santos y ángeles reunidos separadamente por una sola causa; y nuevamente las armas de antaño serian usadas, todo por un propósito nuevo y así nuevos guerreros nacerían; los ropajes brillarían de nuevo.
Nuevamente empezó la guerra santa ahora contra los dioses, pero a pesar de las victorias de las diosas y sus huestes los enemigos seguían apareciendo, y cada vez más fuertes y más aún que desde la oscuridad una amenaza mucho más antigua salió de su letargo.
La oscuridad de los titanes trajo días pasados y esto hizo crecer a los rivales cada vez más en su número, las diosas por separado no podrían detenerlos y ni siquiera poder imaginar en derrotarles, en el peor momento pensado ambos bandos se reunieron y así santos y ángeles que se habían ahogado en un mar de sangre luchando por su propios seguidores. Se unieron en un gran momento.
Valientes almas seguirán luchando intentando derrotar a la oscuridad, y así nació la alianza de los santos y los ángeles.
Sabes; este mundo es enorme; su maravilla y belleza son casi interminables.
¿Puedes oírme?
Yo aún aquí sigo siendo siempre fiel testigo de todo lo que has recorrido, mas a veces me pregunto, ¿por qué seguirán peleando?
Mas a veces me pregunto ¿y si los guerreros desaparecerán de este mundo?
Mi respuesta es la misma desde tu creación hasta hoy.
NUNCA
Nunca morirán, nunca desaparecerán siempre habrá guerreros y siempre habrá guerra.


avatar
Jerico Junkers
Mago Clase E
Mago Clase E

Gremio : Fairy Tail
Mensajes : 189
Jewels : 2710
Reputación : -1
Fecha de inscripción : 04/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Amazonomaquia (Saint Seiya)

Mensaje por Jerico Junkers el Miér Mayo 30, 2012 7:43 pm

Ángeles del sol
Sucesión; Ángel de Medusa de Aries
“la mujer de cuarto, al fondo del pasillo daba la impresión de haber sido hermosa. Usaba faldas breves, entalladas, un peinado moderno y escotes que destacaban sus implantes…”
Una explosión hace que interrumpa mi lectura y me pongo en pie, camino unos cuantos pasos lejos de la casa de Aries; observo como de la escalinata justo donde unos hombres cubiertos de largas túnicas se acercan quedando a nada de mi presencia.
-quítate mujer y no saldrás herida o muerta en el peor de los casos…- comenta uno de los espectros mirando fijamente a la amazona, la chica que es de estatura normal, de cabello negro largo lacio y quebrado o ligeramente rizado de media melena hasta cuarta espalda, de piel trigueña característico de las mujeres latinas y su figura también; de facciones delgadas mas no escasas, cadera apenas generosas, mas su característica primordial es que posee heterocromia; la cual es una anomalía donde el iris es de distinto color en un ojo, en ella su ojo derecho es de azul claro y el izquierdo de color caoba. Así esta joven solo sonríe mientras aún tiene su libro en sus manos, todo sin quitar su mirada de ellos.
-vaya sí que tienen agallas de venir a Afrodisias bueno en ese caso Aileen de Aires les dará…- no había terminado Aileen, cuando uno de estos espectros dispara una ráfaga que alcanza a darle de lleno al libro del Ángel del zodiaco; la joven mira las cenizas que vuelan en el aire cambiando su rostro un instante contra ellos.
-tienes que ser más atenta Aileen…- es lo que grita la Amazona de Aries cuando Aileen esta con su armadura de plata de anfisbena, en ese entonces la joven que tiene su cabello rizado corto, mucho casi como de chico aún puede contra Ophelia de Aries mientras entrena su cosmo en la especialidad necesaria; después de la enésima vez que Aileen fallaba Ophelia se sentaría en la escalinata de la casa de Aries.
-¿cuantos años son ya Aileen?...-
-he olvidado las cuentas maestra Ophelia, desde que murió mi padre a este punto he dejado de contar…aún recuerdo el momento en que dijiste que lo importante y más querido se debe de recordar dentro de mí y así siempre he hecho sin dudar ni un segundo…y todos mis recuerdos son los que tengo aquí en Afrodisias…- contesta la joven de Anfisbena mientras también se sienta cerca de su protectora la cual toma un libro para leer.
Aileen le miraba atentamente leyendo el libro de piel sintética al momento que pretendía realizar una observación el reloj del santuario se encendería anunciando un invasor; un grupo de amazonas de bronce y plata se dirigieron hacia la entrada de la ciudad donde se iniciaría el combate contra los invasores, Ophelia se pondría en pie y miraría a Aileen –quédate aquí…yo me encargare de los invasores…si pasa algo dirígete a la casa de Acuario ella se encargara si llego a fallar…no hagas nada estúpido Aileen por favor eres…- al momento de decir algo la amazona una gran explosión suena dejándola sin tiempo de decir más solo se dirige corriendo hacia el sitio de la batalla.
Aileen solo queda mirando mientras sabe que su querida maestra será imparable en la batalla pero…dentro de ella hay muchas dudas con respecto de lo que pueda ocurrir; al momento que da media vuelta y esperarle dentro de la casa de Aries un cosmo tan tenebroso como la noche le aplasta el alma; esta fuerza es tan potente y atemorizante que pareciera que su sola presencia la ahorcase asfixiándola; la joven se da vuelta al instante que un pilar de la casa de Aries explota.
Al instante que el pilar explota; Aileen se da cuenta que tres figuras se hacen presente frente a ella y uno de ellos dispara un rayo de energía que atraviesa su hombro y esta es la causa de la misma explosión, cae de espaldas mientras el dolor es casi insoportable.
-Vamos que es solo una chiquilla la encargada del templo de Aries…- comenta el Gloríes de Artemisa
-tan desesperada es Afrodita para que coloque niñas como guerreras…liquídala y sigamos, es tan patética como esa amazona dorada y su sonado discurso del honor de guerrera…- comenta el otro invasor caminando lejos de esta, pero Aileen esta tan desesperada y en un estado de shock que poco a poco reacciona consecuencia de lo que dice el Gloríe; la única con esa descripción seria la misma Ophelia; su maestra.
-us…us…ustedes deténganse…- dice casi sin fuerza la chica de Anfisbena, mientras titubeante se pone en pie contra los invasores, los Gloríes se detienen y le miran mientras uno se pone frente a ella.
-vamos; ustedes váyanse yo Ryan de Ajax Telamonio se encargara de esta mujer- sin decir otra palabra el Gloríe se lanza con rapidez incrustando su puño en el cuerpo de la joven que sale disparada a los aires; pero su viaje es interrumpido por el acompañante de este que le toma del pie girándola en el aire y lanzándola de regreso al suelo –No hermano no olvides que Jake de Teucro te acompañara en esto…puede que esta desgraciada sea igual de estúpida que esa tipa dorada-
Pero antes de que la chica estrellara su cuerpo en el suelo el tercero le lanza una onda de energía que vuelve a desviar su camino hasta la casa de Aries; el estruendo es tal que algunos pilares caen a causa de la explosión; dentro Aileen está más muerta que viva mientras trata inútilmente arrastrarse de entre los escombros, las risas de los Gloríes, el sentimiento de no poder hacer nada le invade poco a poco hasta que cae en su cabeza uno de los incontables libros que Ophelia poseía.
Aileen se arrastra hasta alcanzar uno de todos y mirarlo con más tristeza que ira mientras recuerda a la mujer que le encontró en las playas de Cariari en Costa Rica hace ya algún tiempo, sus ojos se llenan de lágrimas pero solo una idea se encuentra en su mente. Pelea, no hay necesidad de correr eres una amazona eres alguien elegida no solo por Afrodita sino por Ophelia…Pelea.
Tomo Anfisbena el libro de Ophelia y camino al exterior, en el preciso momento que el tercero que le golpeo disparaba un cosmo hacia ella; la chica se queda sin moverse hasta que en el ínstate justo el mismo cosmo se detiene y comienza a transformarse en piedra, los Gloríes se quedan estupefactos apenas tratando de resolver el poder de la chica; pero es muy tarde ya que ella da un salto con dirección a ellos con un largo grito y con su cosmo en su puño, sin dejar de sostener su libro.
Ella da su golpe pero los Gloríes logran esquivarlo; el que se auto proclamo Teucro observa que del golpe salen algunos gases que derriten las piedras cercanas –entiendo…eres de la Anfisbena…por eso pudiste hacer piedra el cosmo quizás es por tu “relación” con Medusa, no se dejen mirar por ella y menos golpear Nick encárgate de ella, no olvides que eres el Gloríe de Latino…-
-lo sé yo…- apenas se dirigía el Gloríes cuando la chica le da un buen golpe que lo eleva, la misma mira al Gloríes, pero este se cubre pero una loza de piedra sin forma cae sobre de Nick haciéndolo caer desde el cielo, pero la falla de Aileen es que solo Ophelia la acostumbro a luchar uno contra uno, por lo que es presa de los otros dos que le propinan golpes pero; la joven apenas puede cubrirse usando su ojo más claro, reflejo del poder que tiene su armadura con la mitología real.
Es en si una batalla desigual, y más cuando el tercero logra ponerse en pie y arremete contra ella, el golpe le da de lleno en el rostro; Aileen siente que su cornea se desgarra haciéndola estrellar en las paredes de piedra ancestrales que protegen el acantilado donde se alza la casa de Aries.
Al chica esta más exhausta cada momento –basta- dice Nick –usemos el vajra y acabemos…-
Los otros incrementan su cosmo haciéndolo crecer hasta el infinito, Aileen apenas puede ponerse en pie y su armadura igual, lo único más entero que ella es el libro de su maestra, los tres gloríes están listos; estos disparan su cosmo-
-¡OPHELIA!- es el grito de Aileen; la explosión es realmente potente que el acantilado protector se desgaja, los Gloríes están igual cansados pero felices de haber terminado con la “molestia”, más aún queda algo que les espera
–Por dios, siempre debo de protegerte hasta en este instante…- es la voz de Ophelia que está en pie, los Gloríes no dan abasto a su sorpresa.
-pero…nosotros la partimos a la mitad…- dice uno
-no es posible…- comenta el otro, mientras que el tercero apenas trata de entender que ocurre.
Aileen apenas da crédito mientras su ojo está casi blanco del primer golpe que recibió –pensé que tu…-
-Aileen no tengo mucho tiempo…pero estoy orgullosa de ti, eres de verdad mi más grande tesoro, no como alumna si no como amiga y hermana…protege a Afrodita y confía siempre en tu poder…amazona de oro de Aries…- la figura de Ophelia desaparece, lo poco de poder que quedaba en su alma fue la necesaria para llevar la armadura de Aries a su próxima sucesora de Ophelia, la chica apenas baja la mirada pero su ira se incrementa y su ojo recupera el color de siempre.
La chica de Aries, se inclina y toma las hojas quemadas del libro y lee: “éxtasis, nirvana. Aun con un plato vacío al frente, me queda claro que hay instantes que perduran por siempre, te monto y te utilizo para darme placer. Te penetro...”
-Ya no logro entender, irónico…siempre pensé que ella prefirió la ciencia no este gusto por novelas eróticas…bueno nuestra diosa es la misma del amor…pero que mala suerte que quemaran mi libro preferido de Ophelia…- comenta la chica mientras regresa a la casa de Aries, detrás quedan las estatuas inertes de los tres invasores al igual que los primeros tres que ella hizo piedra cuando se convirtió en el Ángel dorado de Medusa de Aries.


avatar
Jerico Junkers
Mago Clase E
Mago Clase E

Gremio : Fairy Tail
Mensajes : 189
Jewels : 2710
Reputación : -1
Fecha de inscripción : 04/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Amazonomaquia (Saint Seiya)

Mensaje por Jerico Junkers el Vie Jun 01, 2012 4:47 pm

Salvajemente Cobarde; Ángel de la Voluntad de Tauro
Afrodisias; es en tiempos de la historia el santuario regido por la misma Afrodita, este competía en importancia con el santuario de Athena. Afrodisias se encuentra incrustado cerca de nada de la ciudad de Geyre, Turquía.
Dentro de este recinto que se divide en la zona más vieja donde se alza lo que en su tiempo era la misma ciudad de Afrodisias y una zona más “modernizada” que es donde se encuentra el actual santuario de la Afrodita del nuevo siglo; más alejado de este enclave se encuentra la pequeña ciudad floreciente de Geyre, esta misma sobrevive del turismo pero igual con ayuda de la misma citadel de Afrodisias la nueva; esta ultima la mantiene con su apoyo más que nada por protección, aprovechando este trato cordial ambas ciudades.
Una gran columna de humo se alza del coliseo Teucro la réplica realizada en Afrodisias la nueva; esta es de igual tamaño que la real histórica y es usada para realizar la agoge del ángel; que es la batalla sin descanso por la nueva Amazona de Oro, todas las amazonas asistentes así como las maestras de las que luchan están casi congeladas por la que causo esta explosión.
Sandra es la amazona de Janto; y es la encargada de esta sección la cual no puede responder rápido, en el fondo de la humareda una de las examinadas se encuentra incrustada en una columna y no parece levantarse en un largo tiempo, alrededor cerca de otras cuatro chicas están tendidas; todas y cada una parece que una estampida de bestias salvajes las aplastaron, en el centro de todo lo ocurrido hay dos aprendices; la primera una chica rubia delgada con el cabello largo hasta los hombros y lacio, su fisionomía nos da la apariencia de quinceañera, ya que no posee grandes atributos más si los “necesarios” igual para terminar posee también un rostro redondo, ojos claros de tonalidad miel y hecha un mar de llanto, sus alaridos acompañados de su melancolía hacen eco en todo el recinto ya que todas las asistentes continúan sin reaccionar; la otra una mujer atlética de cabello negro largo hasta las rodillas ondeando con el viento, su mirada llena de fuerza se queda fija en la chica que llora amargamente, su pose se pelea sigue inerte mientras se espera alguna reacción de cualquiera.
-la…amazona…de Tauro es…Laurie- dice Sandra mientras trata de hablar con la chica llorando como acompañamiento.
Unas semanas han pasado desde la Agoge de Tauro y en la ciudad de Geyre tiene graves problemas, aunque se ha visto esta ciudad beneficiada por el apoyo incondicional de las amazonas de Afrodita también tienden a ser afectada por las constantes batallas de estas; incluso con el riesgo de desaparecer por la misma guerra santa; este día no será la excepción.
Un gran grupo de los espectros de Hades inicio una travesía dentro de Geyre ocasionando grandes daños, ante la situación un grupo de defensoras se dirigía para la guerra.
-vamos, vamos que no me quiero quedar todo el día en las colinas; y más si ese grupito de desquiciados se encuentran en la ciudad…en otras palabras ¡camine!- da el grito Aileen ángel de oro de Aries, al momento que el resto de su “ejercito”.
No les toma casi nada llegar al pueblo al momento que uno de esto guerreros llega donde ella esta y dispara su poder, la chica de Aries da una mirada al cosmos de este convirtiéndolo en piedra, pero la energía resultante provoca que el guerrero corra la misma suerte; la chica de Aries toma a una de las guerreras rezagadas; esta tenía una capucha cubriéndole la cual se la quita de golpe –no puedo creer que tú seas un ángel, no tienes nada de valor ni lo que se le parezca…como es que pudiste ganar la Agoge…- exclama Aileen mientras la chica rubia se tira para llorar de nuevo.
-es que…es que…no se…no quiero…pele…-
-VAMOS NO EMPIECES DE LLORONA QUE ES SOLO LO QUE HACES…ESTO ES LA GUERRA…me escuche como Ophe…- reprende Aileen al instante que una explosión cercana a ellas le quita la concentración –GRUPOS DE CUATRO SI UNO SUPERA EL PODER DE UN JUEZ NO SE ENFRASQUEN EN BATALLA AMAZONAS VAMOS…RECUERDEN DE PROTEGER A LOS CIVILES…-
Las chicas se dirigen como lo estipulado por el ángel mientras esta mira a su homónima de Tauro y solo alcanza a tronar sus dientes para dirigirse a la batalla; Laurie solo observa que se encuentra sola y da un chillido de desesperación, aunque cuando alcanza a esconderse detrás del primer escombro que encuentra su mirada se alza para ver los destellos de la batalla librada.
-no sirvo para nada…supongo que todos tienen razón, no debo ser la amazona de tauro…aun no logro entender por qué vino lady LaHavre a mi casa, yo era feliz bueno…nunca fui feliz pero vivía así sin hacer nada a nadie…ahora vienen y me dicen pelear…tengo miedo de pelear, tengo miedo de lastimarme…no quiero seguir en esto- comenta la chica de tauro al ponerse en pie y caminar por las calles derruidas de la ciudad aunque es una ciudad en crecimiento las calles parecen ya una ciudad completa, hasta el instante que una voz le quita de sus pensamientos.
-eso se podrá arreglar en cosa de nada- es uno de los espectros que llego a la batalla y para su suerte se encontró con la chica de Tauro, la cual reconoce bien por su casco y cosmos; Laurie solo da un grito de terror cae de espaldas y se arrastra en el suelo con tanto miedo que el espectro parece que se ríe de esta cobarde chica –vamos, nunca pensé que las poderosas ángeles de Afrodita fuesen tan cobardes…parece que pensare que mi viaje fue en vano ver a tan lastimeras guerreras…bueno creo que terminare con tu sufrimiento…solo no te muevas o me salpicare mi armadura con tu sucia sangre…- el espectro intensifica su cosmos y se prepara a matar a Laurie cuando una lata vuela por los aires y golpea al guerrero de Hades; el observa con ira a un grupo de habitantes de Geyre.
-déjala desgraciado- grita uno de los habitantes de la ciudad, mientras se queda un poco alejados de ellos mas no por miedo si no por que prefirió llamar la atención del Espectro; de un momento a otro no es solo uno llega otro y uno más, así hasta ser casi de más de doce personas que vienen a ayudar a Laurie.
El espectro solo les mira mientras olvida a la chica de Tauro la cual no puede hablar solo pensar –ellos…ellos son…mas…mucho más…valientes que yo…porque yo….porque yo tengo la armadura de oro…no debo tenerla….no soy una luchadora…- piensa en voz baja mientras baja su mirada y el polvo hace que levante su mirada y sus ojos chocan con los de la aprendiz de cabello negro que le miraba con enfado.
-la mujer que gano su lugar como amazona es Laurie de Normandía…- exclama la líder del Agoge del Ángel, mientras camina hacia Laurie la cual continuaba llorando inconsolablemente; Sandra la líder toma la mano de Laurie y la levanta del suelo mientras esta entre sus lágrimas trata de entender que había pasado.
-n…no…yo…no…ella gano…- contesta Laurie mientras señala a la única aparte de ella que seguía en pie.
-de hecho Laurie ella está en peores condiciones que tu...bueno ninguna de ellas está ya para recibir hoy su armadura…las acabaste…- contesta Sandra, a lo cual la nueva amazona de Tauro no entiende, la ceremonia se acercaba y habían colocado la caja de oro pero en un instante Laurie se echaría a correr ante la sorpresa de todas las asistentes, pero en el instante que saldría del estadio una explosión sonaría en el rostro de la chica de cabello negro. Laurie en vez de sentirse feliz porque su golpe resulto solo tuvo más miedo y siguió corriendo.
Cuando por fin Laurie se cansó se precipito de rodillas cerca de donde inicia la ciudad de Geyre, su vista se alzó y por un segundo prefirió que fuera mejor retirarse ahora que es momento.
-bueno será sencillo quizás el siguiente año podamos tener un nuevo ángel de oro- es la voz que se escucha detrás, es la líder Sandra de Janto la cual pudo alcanzarle.
-yo no sirvo para una guerrera…no quiero ser guerrera solo huía…- responde Laurie mientras sigue de rodillas en el camino.
-bueno nadie nace siendo guerrera y mucho menos tener voluntad, aunque eso ya tú lo decidirás cuando creas que tienes la voluntad…- la caja de Oro de Tauro cae frente de Laurie; mientras Sandra sigue ahora sentada en un tronco de Olivo mientras toma un cigarro –de hecho todo lo que hemos hecho siempre será por proteger esa es para muchas de nosotras la voluntad… ¡eso es!...ya sé cómo te llamaras…-
La explosión surge en donde están los habitantes, detrás de la cortina de humo la chica de Tauro está de pie mientras soporto el impacto; al momento que el Espectro se enfada más la chica le mira y comienza a llorar…cosa que el mismo espectro piensa que es una chiflada pero no le importa arremete contra de ella.
La chica se asusta tanto que en vez de golpear solo le da una cachetada para alejarlo de ella; un edificio cercano explota cayendo sobre el espectro que recibió de lleno el impacto de Laurie, su cosmos se intensifico un instante…como si en ella se reviviera el golpe que todos los descendientes de la estrella de Aldebarán poseen…Gran Cuerno.
La chica cae de rodillas aun temblando con un temor tan grande como si mirara a la muerte de frente, su momento de desesperación queda cortado cuando se acercan más espectros que se lanzan contra de ella; la chica da un grito tan alto y agudo que es casi escuchado por todas las guerreras que se dirigen con valentía.
Aileen se va acercando y más recordando que en esa parte de la ciudad se encuentra Laurie –demonios pequeña estúpida…si la asesinan juro que la mato yo misma…- pero su pensamiento es interrumpido no solo por el espectro que como fiambre humano gira en el aire si no por el edificio que cae mostrando una calle llena de cadáveres y uno de los espectros frente a Laurie la cual está llorando amargamente de rodillas, la amazona de Aries se lanza al ataque esperando lo peor por parte del enemigo más se pregunta qué paso…al estar el frente de este contrincante la chica de tauro sigue llorando tan desesperadamente –por dios…quieres callarte?....o no podre…-
-señorita Amazona…la señorita nos salvó ya…- comenta uno de los habitantes que esta con tanto miedo como Laurie
-¿qué?...pero…como…- no hay tiempo de explicar cuando una pequeña explosión surge del cuerpo del único espectro en pie, su brazo izquierdo con el que pretendía tomar a Laurie se dobla de una forma bastante extraña y grotesca, inmediatamente su pecho dibuja un puño y la parte contraria de la espalda se desprende otra pieza…así consecutivamente empiezan a surgir golpes en este Espectro tal cantidad que lo manda a volar hasta un edificio cercano y así va recibiendo el cosmos residual que fue tan rápido que ni él sabía que había muerto.
Ante la mirada atónita de Aileen el espectro se va incrustando en el edificio atravesando esta construcción limpiamente hasta lanzarlo a otro y otro más mientras sigue recibiendo golpe tras golpe –que…carajos paso…-
-la amazona nos defendió con toda su fuerza…- comenta un habitante rescatado
-ella solo se apareció frente al primero y como iban llegando ella los repelía con toda su fuerza…pero cuando llego ese para matarnos ella solo agito sus brazos y exclamo…Estampida…- comento otra habitante, Aileen mira a la chica llorona la cual parece que no habrá poder humano para calmarle, los habitantes corren a abrazarle, cosa que provoca que la chica se cubra pero no hiere a nadie solo se encierra en una esfera personal para seguir lamentándose…¿por qué?...solo ella sabrá su dolor.
Cuando reacciona y mira a Aileen, corre a abrazarle –calma mujer que terminaras muerta…-
-pero…solo lastime…no quiero pelear…- comenta la chica de Tauro cuando se limpia una ceja y mira su mano roja, esta es la única vez que guarda silencio pero…también se precipita al suelo…ya que también tiene cierto pavor por la sangre; Aileen solo le mira tirada pero en vez de enfadarse solo se queda mirándole mientras es levantada por los habitantes de Geyre.
-que...ocurrió aquí...- pregunta una de las amazonas rezagadas mientras Aileen se sienta en lo que era un coche
-digamos que su ganamos una batalla…gracias a esta cobarde…- comenta Aileen.
-si se cómo te podrás llamar…Laurie el Ángel de la Voluntad de Tauro…esa será tu arma ¿sí?...- comenta Sandra de Janto al instante que esta la chica tirada en medio del camino desmayada por el brillo espectral de la armadura de Tauro, cosa que Sandra provoca tanta risa –definitivamente ese será tu nombre…te queda perfecto pequeño torito salvajemente cobarde…- agrega mientras sigue fumando su cigarro y riendo de la segunda amazona del sol.


avatar
Jerico Junkers
Mago Clase E
Mago Clase E

Gremio : Fairy Tail
Mensajes : 189
Jewels : 2710
Reputación : -1
Fecha de inscripción : 04/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Amazonomaquia (Saint Seiya)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.